¡Qué caro nos sale el PP!

Manuel Culiañez
Ex concejal de Los Verdes en el Ayto de Orihuela

Hace un año, por razones que en su momento expliqué públicamente, dejé mis responsabilidades en el Equipo de Gobierno de la ciudad de Orihuela y la política activa. Hoy, con la perspectiva del tiempo, y cercanos los últimos espectáculos circenses del PP, creo necesario expresar mi creencia en la necesidad vital que para Orihuela resulta el mantenimiento del actual grupo que gestiona el municipio. Y resulta así, no sólo por razones como el número de concejales imputados en el PP (más un condenado) y los que puedan caer en los próximos meses, sino por cuestiones que se están dejando de lado y que tienen, probablemente, un interés mayor para el bolsillo de los oriolanos y el futuro de la ciudad. Me refiero, concretamente, a la gestión económica municipal y a los resultados que arroja desde junio de 2011.

El Equipo de Gobierno que tomó posesión en esa fecha ha sido capaz, una vez rendidas las cuentas del año 2012, de no generar déficit y cumplir con lo presupuestado sin aumentar la deuda que todos los oriolanos tenemos desde el Ayuntamiento. Esto supone que los responsables municipales han cuidado el gasto que competía a sus concejalías respectivas, sin gastar más de lo que tenían y sin despilfarrar el dinero de todos. Compárese, ahora que en el mes de agosto han “amenazado” con volver con los datos oficiales que reflejan los resultados económicos del PP en los años 2007-2011, cuando se presupuestaban 90 millones de euros y se gastaban 120: las comilonas, los saraos y los viajes tienen eso…

Pero, además, esto ha sido conseguido en circunstancias locales muy complejas que, añadidas a las nacionales y autonómicas, le dan más valor y que, pese a que ya han sido relatadas, merece la pena repetir: casi no habíamos tomado posesión y ya Iberdrola nos reclamaba alrededor de 2’5 millones de euros en la factura de la luz de las instalaciones municipales, deuda generada por el PP que, sistemáticamente, presupuestaba una cantidad menor de la necesaria para cuadrar sus Presupuestos de ese año y, luego, a pagar “a la púa”. Pueden añadir a eso, los impagos de Mónica Lorente y su equipo al Consorcio de Bomberos de la Diputación, al Instituto de Ecología Litoral (también de la Diputación), y otras instituciones cuyas reclamaciones han hecho sonrojar y sentir vergüenza ajena a quienes, como representantes de los ciudadanos, teníamos que responder por los desmanes de otros. Así podríamos seguir enumerando situaciones ante las que tuvimos que actuar en beneficio de Orihuela asumiendo el lastre dejado por el PP: a los millones de euros en que los concejales del PP superaban año tras año sus propias previsiones, añadan estas deudas que, curiosamente, aparecían presupuestadas por el PP. Supongo que, en este momento, les asaltará la misma pregunta que nos hemos hecho cientos de veces: “¿En qué se han gastado el dinero?”. Eso queremos saber todos. Porque aquí nadie ha explicado cómo la deuda con los bancos se triplicó durante el mandato de Mónica Lorente.

En el actual contexto de crisis, cuando muchos ciudadanos sufren carencias económicas esenciales en su vida, cuando se intenta desprestigiar la actividad política generalizando, creo que es necesario poner blanco sobre negro que, en Orihuela, PSOE y Los Verdes llevan dos años gestionando el dinero de todos sin provocar nuevas deudas al erario municipal, con rigor y responsabilidad. Desgraciadamente, esto parece haber pasado inadvertido para muchos, pero reflexionen por un segundo sobre este hecho y valórenlo. Luego, si quieren, sigan discutiendo sobre si el alcalde, si la moción de censura o si las fotos propagandísticas hechas a la puerta de un notario, todo muy divertido en la barra de un bar o como tertulia en la hora de la cena. Pero, durante ese segundo de reflexión, consideren a quién le dejarían gestionar su dinero.

Publicidad

Arte y desnudo A cara descubierta / Mateo Marcó Amorós Fotografía: Joaquín Marín A finales del siglo XIX y principios del XX Bernard Berenson fue uno de los más ...
Ninfas A cara descubierta /Mateo Marco Amorós Fotografía / Joaquín Marín Ninfas o náyades, el cuadro ya no está. Lo han descolgado. Ha sido en la Manches...
Ananda Dansa Mateo Marco Amorós / A cara descubierta Joaquín Marín / Fotografía Hoy, para decir, no quisiera ninguna voz, ninguna palabra. Quisiera solo el ges...
Más sobre el fin del mundo Mateo Marco Amorós / A cara descubierta Imagen / Joaquín Marín Volviendo al libro que decíamos sobre "El fin del mundo tal y como lo conocemos", l...
Perplejidades y certezas A cara descubierta /Mateo Marco Amorós Fotografía: Joaquín Marín Fue a finales de abril de 2012 cuando supimos por primera vez del "Perplejidades ...
El fin del mundo A cara descubierta / Mateo Marco Amorós Fotografía: Joaquín Marín Que estrenando el año, que en esos días primeros de luz en los que parece que to...

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*