Cambiemos pide retirar todas las placas de políticos imputados por corrupción de los edificios municipales

Guillen 23feb16

La formación insta al alcalde popular de Orihuela a pedir perdón por los casos de corrupción de su partido en la Comunidad Valenciana 

El grupo Cambiemos ha registrado una moción para el Pleno de este jueves en la que solicita que se retiren todas las placas de políticos imputados por corrupción de los edificios de Orihuela. La edil Marta Guillén ha detallado que en principio son un total de seis aunque sería necesario realizar un listado para conocer el número completo.

Guillén ha hecho referencia a las distinciones en las que aparece el nombre de la ex alcaldesa Mónica Lorente, por ejemplo en el retén de la Policía Local o en la ermita de la Virgen del Monserrate, o de Francisco Camps en el Palacio de Justicia o el Juzgado de Aguas.

El mismo documento da un plazo de 15 días para llevar a cabo la returada de distintivos y recoge el compromiso de que de ahora en adelante no se dispongan placas inaugurales en edificios municipales que hagan alusión a figuras políticas, sino que se sustituya ese personalismo por ‘El pueblo de Orihuela y sus habitantes’.

Según ha explicado la edil, se trata de una moción que sirva para reprobar la corrupción en el Partido Popular donde recientemente se han destapado nuevos casos en la Comunidad Valenciana.

Por este motivo la propuesta que Cambiemos lleva a Pleno recoge también un punto en el que instan al alcalde Emilio Bascuñana “como máximo representante del PP en Orihuela a pedir disculpas públicamente en nombre de su partido por las graves consecuencias que la corrupción de su partido al frente de las instituciones ha tenido en nuestro territorio”.

En el mismo, también piden al equipo de gobierno popular a que redacte una declaración pública y formal de reprobación a la actividad “delictiva” del PP en la Comunidad Valenciana como “organización estructuralmente corrupta”.

En el último punto de su moción Cambiemos insta al gobierno local a trasladar a la dirección nacional del Partido Popular la asunción del “mandato ciudadano” de mantenerse en la oposición durante la próxima legislatura para facilitar la regeneración democrática del partido.

La edil Marta Guillén ha indicado que no se centran en el PP porque la corrupción sea patrimonio exclusivo de sus siglas sino porque “es absurdo negar que nadie como el PP ha representado la corrupción estructural”. 

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*