El PP de Orihuela pedirá explicaciones en el Pleno a dos concejales socialistas que recibieron la vacuna contra el Covid-19

Los populares señalan que Luis Quesada y Guillermo Cánovas, enfermero y celador, han recibido las dosis pese a que en la actualidad no desempeñan labores de índole sanitario al ser liberados sindicales

Guillermo Cánovas (Izqda) y Luis Quesada, concejales del PSOE en el Ayuntamiento de Orihuela

El Grupo Popular de Orihuela ha anunciado que pedirá explicaciones a los concejales socialistas Luis Quesada y Guillermo Cánovas tras tener conocimiento, a a través de medios de comunicación, “que han recibido las dos dosis de la vacunación contra el Covid, la primera de ellas el pasado día 11 de enero”.

Así lo han anunciado los populares de Orihuela a través de un comunicado en el que explican que “estos dos concejales son trabajadores del Hospital Vega Baja uno de ellos enfermero y el otro celador, aunque en la actualidad no desempeñan labores profesionales de índole sanitario dado que son liberados sindicales (es decir, sus funciones han pasado a ser estrictamente las de defensa de los derechos de los/las trabajadores/as)”.

El pasado mes de enero, el Grupo Socialista solicitó la comparecencia en Pleno del concejal delegado de Sanidad, José Galiano, con la finalidad de que diese las oportunas explicaciones acerca de lo que para ellos era una “manifiesta irregularidad y, sobre todo, aclararse todos sus extremos, en aras de saber el alcance del problema, depurar las responsabilidades políticas pertinentes”.

Es en base a esa misma necesidad de conocer en qué circunstancias y bajo qué directrices han recibido la vacunación tanto ellos como, al parecer, y según manifiestan en un medio de modo textual: “No nos llamaron uno a uno, sino que nos citaron como colectivo a los delegados sindicales”, así como que la orden procedía “del departamento de riesgos laborales”.

Por otra parte, también manifiestan que tras vacunar al personal de primera fila, después se procedió a vacunar al resto de empleados (limpieza, guardias de seguridad, mensajeros, etc.,), con puesto de trabajo ubicado en el centro hospitalario.

“En el Grupo Municipal Popular estamos preocupados por la falta de criterio y protocolos con el que se ha venido desarrollando el proceso de vacunación y que ha dado lugar a múltiples y desagradables situaciones fruto de esa falta de directrices”, han señalado.

“Pensamos que los auténticos responsables de esas denominadas “vacunaciones irregulares” todavía no han dado la cara ante la sociedad ni, mucho menos, asumido responsabilidades. No debemos consentir que este vergonzoso proceso concluya sin que dimita o se retire las competencias a la consellera de Sanidad, Ana Barceló y a su equipo directivo, quienes están realizando, además, una nefasta gestión desde que comenzó la pandemia todo sea dicho, y con motivos más que suficientes para haber sido destituida hace ya mucho tiempo”, han indicado.

En consecuencia a todo esto, los populares van a llevar a este próximo Pleno de febrero una petición para que ambos concejales expliquen los pormenores de sus respectivos casos “así como razones que entienden que pueda diferenciar su caso y el del señor Galiano, a quien también desde Salud Pública se le dijo que podía vacunarse”, han concluido.

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*