Orihuela implantará nuevas medidas frente al COVID-19 para los trabajadores municipales

La Concejalía de Recursos Humanos trabaja para establecer un sistema que combinará el trabajo presencial y el teletrabajo en aquellos servicios y puestos de trabajo donde sea posible y hasta que el peligro de contagio disminuya

La edil responsable de la Concejalía de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Orihuela, Luisa Boné, ha informado de las medidas preventivas frente al Covid-19 que se van a llevar a cabo en la Administración Local de cara a septiembre.

Boné ha señalado que “a la vista que el Gobierno Central ha dejado para septiembre la regulación de la Ley del Teletrabajo, nosotros vamos a regularlo de manera temporal hasta que la misma la aprueben y entre en vigor”. Así, la edil señaló que “la primera semana de septiembre convocaré a los representantes sindicales a una Mesa General de Negociación para tratar dos cuestiones básicas; una es referentes al fichaje y control horario de la jornada de los empleados públicos que resulta de obligado cumplimiento, y la segunda, para establecer un sistema de trabajo que combinará el trabajo presencial y el teletrabajo en aquellos servicios y puestos de trabajo donde sea posible y hasta que el peligro de contagio disminuya”.

En cuanto al sistema de fichaje, los empleados municipales venían fichando hasta antes del inicio del Covid-19 a través de un sistema de control horario mediante huella dactilar instalado en los diferentes centros de trabajo. Este sistema se suspendió en marzo para evitar el contacto de los trabajadores en una misma superficie y se va a implantar un sistema que supone que los funcionarios fichen su entrada y salida a través de una aplicación móvil que se deberán descargar y que recogerá la fecha, hora y el lugar donde se realizó el fichaje.

Con el objeto de implantar un espacio seguro en el trabajo presencial, Boné va a proponer en aquellos servicios en los que sea posible el teletrabajo, el establecimiento de dos grupos diferenciados de trabajo de manera que no coincidan compartiendo las instalaciones. El objetivo es reducir la ocupación de las oficinas en un 50% bajando considerablemente la probabilidad de posibles contactos estrechos por Covid19. Estos dos grupos diferenciados se deben alternar en las modalidades de trabajo presencial y teletrabajo evitando coincidir entre ellos. La edil explicó que “esta medida es vital ya que en caso de que en un servicio se dé un positivo por Covid, Salud Pública determina el confinamiento y la baja médica del resto de sus compañeros para hacer un estudio de contacto, lo que podría suponer que un servicio entero se quede sin personal”.

La edil finalizó informando que “estas medidas serán temporales y por supuesto irán acompañadas de las ya implantadas en todos los centros de trabajo como son la instalación mamparas laterales y frontales en todos los puestos de trabajo que ha sido necesario a modo de barrera física, gel y líquidos desinfectantes para manos, distancia mínimo interpersonal, el uso de mascarillas y el fomento de la atención no presencial siempre que sea posible con el fin de evitar aglomeraciones entre otras”.

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*