Agricultura destina 25 millones a la protección de las cosechas en 2015

Viñedo 22oct14

La contratación de seguros agrarios resulta eficaz como herramienta para la protección de las rentas de los agricultores

El director general de Producción Agraria y Ganadería, José Miguel Ferrer, ha señalado que la Conselleria de Presidencia y Agricultura, Pesca, Alimentación y Agua destinará 25 millones de euros a la protección de las cosechas en 2015.

Durante su participación en una jornada sobre los nuevos retos para el seguro agrario, nuevo seguro para caqui y frutales, Ferrer ha dicho que para el próximo año 2015, la Conselleria va a mantener el nivel de presupuesto destinado a apoyar la contratación de seguros agrarios que se aprobó para 2014 -25 millones-, “debido a su eficacia como herramienta para la protección de las rentas en el sector ante los daños que ocasionan pérdidas en las explotaciones”.

A este respecto, ha destacado que “el seguro agrario es una herramienta especialmente diseñada para hacer frente a riesgos meteorológicos, como heladas o fuertes vientos, que pueden ocasionar la pérdida total o parcial de la cosecha”.

El director general ha recordado, asimismo, que la Conselleria ha mejorado para la actual campaña el seguro citrícola, “haciéndolo más flexible y mejorando las condiciones de las bonificaciones”.

Además, Ferrer ha indicado que la Conselleria también fomentará la contratación de seguros agrarios para las líneas de olivo, cereal, vid y almendro en cultivos de secano porque, según sus palabras, “la política de seguros agrarios que fomenta la Generalitat resulta un instrumento eficaz para el mantenimiento de los ingresos en el sector frente a las adversidades del clima”.

En este sentido, ha precisado que “esta medida se une a las que está elaborando el Consell de aportación de financiación y tiene como objetivo prevenir el efecto que la sequía, si continúa, pueda tener en las próximas cosechas en la Comunidad Valenciana”.

La sequía, como resultado adverso de la meteorología, está contemplado en la cobertura de los seguros agrarios pero, en algunos cultivos como el olivo y el almendro, su aseguramiento no es una práctica habitual, por lo que esta medida supone un “estímulo para su contratación y para garantizar la rentabilidad de estas explotaciones agrarias”.

También puede interesar

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*