Cambiemos Orihuela califica de «atentado medioambiental» la actuación de Infraestructuras al desecar el río Nacimiento

La formación ha expresado su perplejidad «ante unos hechos que son inconcebibles desde un punto de vista de la conservación del humedal en la playa de la Glea, que no cuentan además con permiso de la CHS»

A raíz de conocer la noticia de los hechos ocurridos en la Dehesa de Campoamor, denunciados por la asociación de Orihuela Costa AVOCA, Cambiemos Orihuela ha querido mostrar su rechazo ante unos hechos que han calificado como de atentado medioambiental. En declaraciones de la concejala María Sandoval explica el valor de ese espacio natural creado a raíz de las intensas lluvias de 2019 y la negligencia del concejal de infraestructuras “Nos parece una actuación muy grave e irresponsable la destrucción de un humedal histórico de la costa oriolana, una antigua albufera que desde grupos ecologistas ya pidieron el pasado noviembre que se protegiera y recuperase. Esta manera de actuar por parte del concejal Ángel Noguera no es aceptable, es poco menos que un atentado al patrimonio natural y tendrá que dar explicaciones por haber actuado sin los permisos pertinentes.”

La portavoz de Cambiemos ha añadido que, ante el silencio del resto de miembros del Gobierno Local, “desde Cambiemos Orihuela, querríamos saber la opinión del Concejal Dámaso Aparicio, como responsable del área de medio ambiente y miembro del equipo de gobierno, sobre la actuación unilateral y prescindiendo del procedimiento legalmente establecido, por parte de su compañero de gobierno, el señor Noguera.”

“Hemos perdido una gran oportunidad de conservar y poner en valor el humedal que data del siglo XIX y que podría hacer de regulador ante avenidas. Además de formar parte del corredor de Sierra Escalona y Dehesa de Campoamor, dando continuidad a los espacios naturales de gran valor de nuestra comarca. De nuevo, este Gobierno actúa al margen de las lógicas de la naturaleza, pensándose dueños y señores del territorio, que ya de por sí está tan maltratado. Con esto perdemos valor natural y paisajístico y la biodiversidad que había comenzado a recuperarse en la zona. Un ejemplo más de cómo la gestión solo está enfocada a la construcción irracional y a un modelo turístico que aporta poca riqueza al común de vecinas y vecinos de Orihuela y de la costa en particular”, concluyen desde el grupo municipalista.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*