Cambiemos Orihuela exige al Gobierno Local que agilice la protección de Finca Langostina para evitar daños irreparables

Aseguran que el pasado viernes la finca donde se encuentra la vivienda de la familia Wesenauer, situada en las Lomas de Don Juan, volvió a sufrir la entrada de las excavadoras. La familia teme que si no se incluye en el Catálogo de Elementos Protegibles, la vivienda que data del S.XIX, quede grave e irreversiblemente deteriorada por las obras contiguas

Cambiemos Orihuela ha registrado una solicitud con el fin de que se agilicen los trámites para la protección de la Finca o, en su caso, la paralización de las obras que puedan dañar irremediablemente la propiedad que data del SXIX. La formación ha tenido acceso al informe realizado por el ya retirado arqueólogo municipal, Emilio Diz. En el que se recomienda que tanto el inmueble, como las zonas adyacentes (el pozo, el horno o las caballerizas y el patio), formen el conjunto a proteger como espacio etnológico de interés local. En concreto, el informe sugiere la inclusión en el Catálogo de Elementos Protegibles del PGOU, con la consideración de Protección Integral General. Además señala otra posible figura que es la de Bien de Relevancia Local.

En el pleno de Octubre de 2020 la formación presentó una moción, que fue desestimada, para incluir la finca tanto en el Catálogo como la protección de Bien de Relevancia Local, ambas figuras ya dotarían de suficiente protección a una finca que posee características arquitectónicas y etnográficas típicas del litoral de la Vega Baja. “Tanto la vivienda como los otros elementos que se encuentran alrededor, poseen un valor cultural que está casi desaparecido en nuestra comarca y que guarda el legado de la forma de vida de las gentes del SXIX, que son nuestros antepasados más directos. Se adapta al medio por utilizar los materiales del entorno y eso también la hace sostenible. Quizá preservar este tipo de bienes nos sirva tanto para no perder nuestra herencia, en cuanto a costumbres y cultura, como para poder mirar al futuro, aprendiendo formas respetuosas de habitar un territorio que está gravemente herido de muerte por el urbanismo depredador, que ha saturado de gris del cemento y hormigón nuestra costa y buena parte de nuestro territorio. Es por esto, que consideramos que el Gobierno Local debería agilizar su protección ante las amenazas constantes que vienen resistiendo desde hace 21 años, momento en que la finca se incluyó, indebidamente, en el PAU 25, cuando pertenecía a las Lomas de Don Juan.” Ha comentado la concejala del Grupo Municipal Cambiemos, María Sandoval.

El pasado viernes 26 de febrero la familia Wesenauer, que se encuentra en la India sin poder retornar, recibió el aviso de que las excavadoras estaban entrando en parte de la parcela. Temen que la protección llegue irreversiblemente tarde, a pesar de llevar más de dos décadas luchando por preservar la finca que aseguran “quieren conservar como patrimonio del municipio” y añaden que “lo que vivimos es un robo y un crimen contra una propiedad que además tiene un valor histórico reconocido”.

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*