Oltra destaca que 54.375 personas ya perciben la renta valenciana de inclusión

Durante mayo se han incrementado en alrededor de 10.000 personas los destinatarios de la renta respecto del inicio del estado de alarma

La vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha anunciado que el número de personas destinatarias de la renta valenciana de inclusión durante el mes de mayo ha alcanzado las 54.375, lo que supone un aumento de alrededor de 10.000 personas respecto a la cifra que había al inicio del estado de alarma.

Oltra ha mantenido un encuentro con los personas usuarias del albergue Sant Joan de Déu de València con los que ha departido sobre las vivencias que han tenido durante el confinamiento decretado con motivo del estado de alarma por la crisis sanitaria de la COVID-19, y en el que también han tenido ocasión de compartir con qué perspectivas encaran el futuro.

La vicepresidenta les ha explicado durante la conversación el trabajo que desde su departamento se está haciendo para armonizar el nuevo ingreso mínimo vital con la renta valenciana de inclusión, que en estos momentos ya beneficia a más de 54.000 personas, entre los y las titulares de la ayuda y las personas que integran la unidad familiar.

El mayor número de personas destinatarias se sitúa en la provincia de Valencia donde superan las 24.000, mientras que en Alicante la cifra está en más de 23.000 y en Castellón se superan las 6.000 personas destinatarias de alguna de las modalidades de la renta valenciana de inclusión.

Oltra ha querido destacar que, a pesar de las circunstancias excepcionales generadas por el estado de alarma, desde la Conselleria se ha hecho un esfuerzo para que la prestación que llega a las personas que más lo necesitan continuara llegando y pudiera beneficiar a más personas todavía.

En este sentido, ha querido agradecer la labor realizada por los empleados públicos, tanto desde la Conselleria como desde los ayuntamientos, que han trabajado conjuntamente para ampliar el máximo el número de familias a las que llega esta ayuda.

Presupuesto para la RVI

La Generalitat, a través de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas, destina actualmente un total de 229.217.711,76 euros para la aplicación de la renta valenciana de inclusión.

Esto supone haber incrementado un 1000 por cien el presupuesto que ha evolucionado desde los 20,5 millones consignados en 2015 con la renta garantizada de ciudadanía, a los 229 actuales con la Renta Valenciana de Inclusión. En total, desde 2015 las ayudas para este tipo de prestaciones suman 556,6 millones.

Con la RVI, la evolución de estas prestaciones ha sido tanto económica como de concepto, ha recordado Oltra, quien ha concretado que la renta “supuso el incremento del importe de la ayuda, la ampliación y flexibilización de los requisitos para acceder, el aumento de tiempo de cobertura de la prestación y el ahorro en la gestión burocrática”.

Además, se garantizó un derecho subjetivo a una prestación económica que permite cubrir necesidades básicas, como es el acceso a una vivienda o el pago del agua, la luz o el gas en una sola ayuda.

Las personas destinatarias tienen el acceso directo, en el mismo trámite y sin tener que gestionar nada más, a otros tipos de ayudas, como las becas de educación infantil, ayudas de libros de texto, gastos de matrícula de educación, becas de comedor escolar, sanidad universal y prestación farmacéutica y ortoprotésica.

La Renta Valenciana de Inclusión es de carácter indefinido siempre y cuando persista la situación que hace necesaria su percepción y la renovación se haga cada 3 años, además se amplía la edad para poder solicitarla hasta los 16 años, en aquellos supuestos especiales como las de personas jóvenes extuteladas por la Generalitat o con personas a su cargo.

La evolución presupuestaria de este tipo de ayudas es significativa, especialmente con el salto económico en 2019, gracias a que es una medida de crédito ampliable, es decir, si se agota la previsión anual, el presupuesto se modifica para darle cobertura.

Así, mientras que en 2015 la consignación inicial fue de 20,5 millones, la ejecución elevó esta cuantía a los 29 millones gracias a las ampliaciones de crédito realizadas con el Consell. Lo mismo ha sucedido en los años siguientes. En 2019, por ejemplo, se realizaron cuatro ampliaciones de crédito y se pasó de los 100 millones iniciales a los 150.

En 2020 la dotación inicial de la línea presupuestaria destinada a la RVI era de 156,8 millones, pero gracias a las sucesivas ampliaciones, actualmente la consignación en las cuentas de la Generalitat asciende a 229,2 millones.

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*