Un organismo de control autorizado revisa los centros de transformación eléctrica

Se trata de la primera vez que se realizan en Orihuela estas inspecciones que son obligatorias desde 1982

La Concejalía de Infraestructuras ha llevado a cabo por primera vez la revisión de los 11 centros de transformación eléctrica que existen en Orihuela a través del OCA (Organismo de Control Autorizado), a pesar de que estas revisiones son obligatorias cada tres años desde que entró en vigor el Real Decreto 3.275 de 1982.

El coste de esta revisión, los contratos de mantenimiento y las consiguientes reparaciones que ha exigido el OCA para autorizar los centros y que no se procediera al corte del suministro ha sido de 22.965,31 euros. Se ha intervenido en los seis centros convencionales, los tres que existen a la intemperie y otros dos prefabricados del término municipal y que están en la Policía Local, la Glorieta Gabriel Miró, los colegios Villar Palasí y Desamparados, los polideportivos de El Palmeral, La Aparecida, La Murada y Orihuela, el Centro Ocupacional Oriol, el Conservatorio y en Bellas Artes. Solo las reparaciones que ha habido que afrontar por deficiencias en las instalaciones, algunas de ellas muy relevantes, han costado 13.214,60 euros.

Tras esta intervención han quedado actualizados todos los centros de transformación de Orihuela como marca el reglamento de media tensión. La última reparación será este viernes en La Aparecida y hasta 2016 estos centros solo deberán afrontar el mantenimiento ordinario, cuyo coste para el Ayuntamiento es de 4.555,65 euros, según informan desde la concejalía.

También puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*