Bascuñana solicita informes para valorar que el Ayuntamiento asuma temporalmente la gestión de la ORA

Publicidad

El servicio de la Zona Azul finalizó el pasado 12 de enero y desde entonces está suspendida tras no haberse licitado un nuevo contratado

El alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, ha solicitado sendos informes a las áreas de Secretaría e Intervención para valorar la posibilidad de que se pueda continuar prestando el servicio de aparcamiento regulado a través de medios propios municipales, en tanto en cuanto se resuelve el proceso de licitación que se ha puesto en marcha.

El servicio de la Zona Azul finalizó el pasado 12 de enero de manera que Bascuñana ordenó la suspensión del cobro de la tasa de manera temporal hasta que se resolviese esta situación. Sin embargo, la licitación de este servicio podría llegar a tardar varios meses, por lo que se plantea la posibilidad de que sea el propio Ayuntamiento el que gestione el cobro de esta tasa de manera temporal y con recursos propios, ya que tal y como ha manifestado “hablamos de un servicio que interesa mantener en beneficio de la ciudadanía en general”.

Por otra parte, el alcalde de Orihuela ha mostrado su preocupación por la situación en la que han quedado los trabajadores de la empresa que tenía el contrato hasta hace unos días, confiando en que los puedan recuperar.

Por todo ello, Bascuñana ha solicitado los informes pertinentes tendentes a que se adopte la decisión más adecuada para seguir ofreciendo este servicio con todas las garantías.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*