Los regantes de la Vega Baja calculan daños en el 75% de las infraestructuras de riego tras el temporal

Los representantes de las 17 comunidades del Bajo Segura soliciten al Consell que repare las acequias, azarbes y caminos para facilitar el regadío tradicional

Los Juzgados de Aguas, Comunidades de Regantes y Sindicatos de Riegos de la huerta tradicional de la Vega Baja  han solicitado hoy a los responsables del Gobierno Valenciano que arbitre las medidas necesarias para que de forma urgente se proceda al inicio de los trabajos de reposición  de acequias, azarbes, caminos y otras infraestructuras relacionadas con el regadío tradicional afectados por las graves inundaciones ocasionados por el río segura.

La petición ha sido enviada este jueves a la consellera de Agricultura y Emergencia Climática, Mireia Mollá, tras una reunión celebrada en el Juzgado de Aguas de Orihuela entre los máximos responsables de las 17 comunidades de riego del Bajo Segura (jueces de aguas y Presidentes de Comunidades y Sindicatos de Riego)  en representación de más de 50.000 agricultores que integran la Vega Baja.

En la reunión también han participado responsables de la conselleria. Se estima que entre el 50 y el 75% de la infraestructura  de riego está gravemente dañada que hace imposible su utilización.

La petición enviada por escrito a la consellera  pide que se proceda  urgentemente  al inicio de los trabajos de reposición de la infraestructuras de riego  por medio de la empresa  pública Tragsa o en su caso se autorice a las Comunidades de Regantes al inicio de las obras y que tras la  previa justificación de los trabajos realizados, se proceda al pago directo a los contratistas designados por estas comunidades.

Diputación

Posteriormente los responsables  de las 17 comunidades de regantes  han mantenido una segunda reunión con el presidente de la Diputación, Carlos Mazón, entre otros representantes de la administración provincial, para recabar su apoyo y ayuda ante los gravísimos daños ocasionados por la riada.

Carlos Mazón se comprometió con los regantes a poner a disposición de los regantes los medios necesarios mediante una línea de actuación directa y de emergencia para  actuar en puntos concretos dañados por la avenida de agua para restablecer la normalidad. También anunció que se doblará la línea de ayudas estipuladas todos los años desde el organismo provincial para las comunidades de regantes, y que se incluirá en la partida de 5 millones de euros destinadas a mitigar los afectos del temporal a las comunidades  de regantes.

Críticas a la CHS

Durante la reunión todos los representantes de las regantes así como de la Conselleria y de la Diputación criticaron duramente la gestión de los responsables de la Confederación Hidrográfica del Segura durante el episodio de inundación  y sobre todo por su actuación durante los últimos años en el mantenimiento del cauce del Segura.

Por ello los juzgados de aguas y sindicatos de riego de la huerta preparan una denuncia que será presentada por la vía penal  por responsabilidad doloso por omisión, contando para ello con el apoyo de los servicios jurídicos de la Diputación Provincial, según se ha comprometido su Presidente.

También puede interesar

Publicidad

[yuzo_related]

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*