Cruz Roja en Almoradí ha ayudado a 130 familias afectadas por la DANA

Foto del Facebook de Cruz Roja Local Almoradí

Esta noche Cruz Roja reúne en el Teatro de Almoradí a empresas, instituciones y personas socias, para rendir cuentas del trabajo realizado

Se cumplen ya seis meses desde el paso de la DANA por el sureste peninsular, un acontecimiento meteorológico que supuso una catástrofe sin procedentes para la comarca de la Vega Baja. Allí, Cruz Roja ha venido realizando un trabajo muy intenso desde los primeros minutos para colaborar en la reparación de viviendas y apoyo a la población afectada. En el marco de este trabajo, y bajo el lema “Seguimos trabajando”, hoy viernes Cruz Roja va a llevar a cabo en el Teatro de Almoradí, esta tarde, a las 20 horas, un acto de rendición de cuentas en el que se ofrecerá un balance de los principales datos de intervención en estos últimos meses, así como se avanzará, de acuerdo a las necesidades detectadas, sobre el plan de trabajo de Cruz Roja de cara al futuro. El acto estará presidido por la Alcaldesa de Almoradí, María Gómez y el Presidente de Cruz Roja en la localidad, Juan García.

En él también se proyectará el corto documental sobre la labor de Cruz Roja con las familias afectadas por la DANA (“La marca del agua”) y se dará traslado de los fondos obtenidos fruto de la solidaridad de donantes particulares y empresas que contaron con Cruz Roja para hacer llegar su solidaridad a las familias afectadas por esta emergencia. Y es que, en los últimos meses desde la provincia de Alicante, Cruz Roja recaudó cerca de 550.000 euros, fondos que están siendo empleados en atender las necesidades materiales y emocionales de las personas damnificadas.

Cruz Roja ya ha efectuado más de 1.000 entregas de mobiliario y electrodomésticos. La ayuda de Cruz Roja se ha prestado en las diecinueve localidades y pedanías de la comarca. Concretamente en los municipios de Daya Nueva, Dolores, Almoradí, Rafal, Callosa de Segura, Benferri, Badén, Correntías, Media Legua, Redován, San Bartolomé, Hurchillo, Camino Viejo de Callosa, Molins, Escorratel, Orihuela, La Campaneta, Monserrate y San Antón. En total, hasta el momento, la solidaridad de Cruz Roja ha alcanzado a 441 hogares (un millar de personas), se han entregado 1.085 bienes en domicilios (electrodomésticos, sofás, mobiliario, entre otros artículos) y ha contribuido además con la entrega de 2.015 lotes de material escolar para los niños y niñas afectadas por el desastre. En la localidad de Almoradí, esta ayuda ha llegado por el momento a 130 familias.

También se ha colaborado en la reparación de 8 viviendas sustancialmente dañadas, 4 de las cuales ya han sido finalizadas. Por otro lado, se tiene previsto realizar acciones de orientación laboral y recualificación profesional. Junto a los daños materiales convive también para muchas familias el trauma de la experiencia vivida, razón por la que desde Cruz Roja se han reforzado servicios de atención psicológica que actualmente están dado apoyo y asistencia a 22 personas. “Estamos viendo casos de ansiedad anticipatoria. Las personas se anticipan a un evento posible porque ha pasado algo, algo muy fuerte, Hablamos de personas que se obsesionan con los partes meteorológicos, que ven llover por la ventana y reviven lo sucedido”, ha anota Maria Casanova, psicóloga de Cruz Roja en Orihuela. En toda esta labor, el papel del voluntariado es fundamental, pues gracias a ellos y ellas la ayuda está llegando a cada una de las familias que lo necesitan. En todo el despliegue participan más de 300 voluntarios y voluntarias de Cruz Roja en la provincia.

También puede interesar

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*