El misterio de la lechuza da paso al verano en Orihuela

La fachada de la Iglesia de Santiago Apóstol de Orihuela es testigo cada solsticio de verano de un fenómeno único que cada año atrae a más curiosos

Orihuela es ciudad de misterios y leyendas que se arrastran desde hace siglos. Uno de esos misterios se produce cada año durante el solsticio de verano a las puertas de la Iglesia de Santiago, cuando el último rayo de sol de la primavera apunta directamente a una lechuza esculpida en la fachada. El sol incide sobre la escultura sin hacer ningún tipo de sombra. Una sorprendente escena que se repite año tras año.

El viernes tuvo lugar este fenómeno ante la expectación de vecinos y curiosos que se acercaron hasta los aledaños de la iglesia de Santiago para contemplar la escena.

Existen varias teorías sobre la presencia de la lechuza en la portada de Santiago. Algunos la atribuyen al origen masónico del templo, aunque también se podría asociar a la cualidad de las lechuzas que les permiten mirar fijamente al sol sin mayor problema. Una incógnita fascinante que sigue atrayendo a los más curiosos.

También puede interesar

Publicidad

[yuzo_related]

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*