La mesa sectorial de Sanidad aprueba renovar más de 6.000 contratos de refuerzo COVID-19 hasta final de año

Fortalecer el proceso de vacunación es el principal objetivo del plan de contratación que ahora se pone en marcha

La mesa sectorial de Sanidad, de la que forman parte la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública y los sindicatos del sector, ha aprobado la renovación de más de 6.000 contratos de refuerzo COVID-19. Estos contratos se firmarán el próximo 1 de junio y tendrán vigencia hasta el 31 de diciembre de este año.

El acuerdo, según el departamento que dirige Ana Barceló, pasa por «fortalecer la vacunación que va cogiendo fuerza para llegar al máximo nivel de inmunización en el menor tiempo posible».

Esta prioridad supone que se refuerza toda la estructura sanitaria de manera transversal, especialmente el sector que más papel juega en el proceso de vacunación: el personal de enfermería, auxiliares administrativos y medicina familiar.

En la segunda reunión de la mesa técnica, celebrada esta mañana, se ha abierto el debate sobre las propuestas para escuchar las matizaciones y aportaciones de los representantes de los trabajadores y poder así mejorar el texto definitivo con la participación de todo el colectivo sanitario.

Finalmente, por unanimidad, la mesa técnica ha convocado la mesa sectorial (que es la que tiene capacidad de decisión) donde se ha sometido a votación y aprobado la propuesta con el voto en contra de los sindicatos.

Durante el resto del año, la Conselleria seguirá en permanente estado de alerta por si algún cambio de tendencia obliga a replantease al alza los refuerzos aprobados.

Con estos más de 6.000 contratos la inversión en 2021 en refuerzos COVID-19 será de 270 millones de euros. Además, la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública, se compromete a completar un mapa de crecimiento estructural para que el crecimiento del sistema sea definitivo y no provisional.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*