La remontada del Orihuela CF invita a la esperanza (2-2)

El equipo de Albadalejo se repone a dos goles en contra con dianas de Solano y Flores. El equipo, a 8 puntos de la permanencia y a 7 del play-off, se enfrentan el sábado en Los Arcos al Villarreal en Copa

Antonio Peñalver

El Orihuela CF empató a dos goles en Los Arcos contra el Nàstic Tarragona en partido de la jornada 19 del grupo III de Segunda B jugado el domingo 5 de enero en Los Arcos. Los oriolanos se repusieron a dos goles en contra al descanso y empataron con dianas de Solano y Chechu Flores en un buen segundo tiempo. La salida amarilla fue fulgurante. El Orihuela CF ejerció una presión agobiante sobre su rival con continuos robos y varias salidas en ataque. En el 2’ hubo una arrancada de Pitu con tiro junto al poste y poco después otra entrada de Chechu Flores que en buena situación disparó alto. Al llegar al cuarto de hora, se igualó el partido, no habiendo ocasiones por ningún bando, aunque el OCF exponía más y trataba de llegar. Sin embargo, el Tarragona se adelantó en el 27’ en su primera aproximación atacante por medio de Góldar. Al Orihuela no se le podía pedir más, pero los catalanes ya iban por delante. Los amarillos no merecían ese marcador por su apuesta y trabajo. En el 28’, equipo y afición locales reclamaron pena máxima en un derribo en el área a Fondarella, que vio amarilla. Hasta ese momento, el árbitraje venía siendo protestado, porque le estaba quitando a los oriolanos. Al entrar en el tramo final de la primera mitad, el OCF volvió a apretar y Rodri tuvo con un gran remate de cabeza el empate, pero con una espectacular estirada Bernabé evitó un gol. Pero la efectividad ofensiva era del Nàstic, que en el 43 y en su segunda acción atacante con peligro anotó el 0-2 por medio de Valentín, lo que fue un jarro de agua fría. Desánimo y resignación cundieron entre los aficionados oriolanos.

De salida en la segunda mitad Gerard Albadalejo repitió el mismo ‘once’, que salió en busca del gol, al igual que el Tarragona, que pronto creó peligro con un remate de Pedro Martin, que el portero local Arias se encargó de desbaratar. En el 57’, el técnico amarillo hjzo un doble cambio, dando entrada a Brian Pallarés y Solano, que aportaron mordiente y movilidad a su equipo. La afición comenzó a animar y el OCF se hizo con el mando otra vez. Así llegó la jugada que supuso el 1-2 después de que dos jugadores oriolanos lo intentaran en la misma jugada por dos veces con sendos despejes de Bernabé hasta que a la tercera acertó Solano. El juego y el ímpetu del OCF contagiaron por completo a la afición, que siguió animando. En pleno dominio amarillo, Chechu Flores se sacó de la manga una jugada personal, que acabó con un chut que batió a Bernabé. El graderío estalló de júbilo. La igualada en el marcador era ya una realidad y quedaban 20’ aún. El OCF se creció y deparó unos buenos minutos. Albadalejo, lejos de contener, sacó al campo a Nico por Pitu, es decir, extremo por extremo. El partido estaba para ganarlo. Los amarillos dominaban y tenían controlado a un Nàstic aún sorprendido por esa pérdida de ventaja en el marcador. El técnico visitante buscó remate con la salida de Pereira por Gerard Oliva. En los últimos minutos, la escuadra catalana se estiró y el partido quedó abierto. Los tarraconenses buscaron sentenciar con el tercero y en su única ocasión hasta el final un remate de Perone fue despejado en una enorme intervención por el cancerbero Arias en la última ocasión reseñable del encuentro. El equipo amarillo queda a 8 puntos de la permanencia y a 7 del play-off de permanencia. El Ejea cierra la zona de salvación con 21, el Badalona está en play-off con 20 y en descenso Nàstic con 18, Hércules con 17, Prat con 14 y OCF con 13 puntos.

Gerard Albadalejo alineó de inicio a Arias, Pina, Badal, Inglés, Marín, Pitu (Nico 78’), Rodri, José Carlos, Fondarella (Solano 57’), Cases (Brian Pallarés 57’) y Chechu Flores. Por parte tarraconense Seligrat puso en liza a Bernabé, Pol Valentín (Pol Ballesteros 55’), Bonilla, Perone, Góldar, Juan Rodríguez, Gerard Oliva (Pereira 81’), Márquez, Brugué, Pedro Martín y Albarrán. Arbitró Santos Pargaña, que amonestó a Pina, Marín, José Carlos, Badal, Fondarella, Chechu Flores, Bernabé y Bonilla. Alrededor de 800 espectadores en mañana fría y soleada. Los amarillos se enfrentan el próximo sábado por la noche en Los Arcos al Villarreal en partido de Copa del Rey y su siguiente partido de liga se aplaza al miércoles 15 de enero de nuevo en casa contra el SD Ejea.

También puede interesar

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*