Mancomunidad Bajo Segura recibe dos subvenciones que suman 240.000 euros destinados a hacer frente al Covid-19

La presidenta de la entidad, Noemí Cutillas, asegura que “el dinero será repartido entre los municipios para cubrir necesidades básicas de familias”

La Mancomunidad Bajo Segura ha recibido dos subvenciones para reforzar los servicios de carácter domiciliario tras la situación de alarma provocada por el Coronavirus (Covid-19). Por una parte, la Diputación Provincial de Alicante ha concedido a la entidad 172.453 euros que serán repartidos entre los siete municipios que la integran, según el número de habitantes de cada uno de ellos. A esta cuantía se suma la otorgada por la Generalitat Valenciana y que asciende a 67.063 euros. En total, las dos ayudas suman 239.516 euros. Ambas orientadas a asegurar la cobertura de las necesidades básicas de familias en situación de riesgo o exclusión, así como las personas mayores.

Por municipios y en relación a la subvención de la institución provincial, Catral recibirá 31.331 euros, San Fulgencio 30.420 euros, Benejúzar 27.571 euros, Rafal 25.938 euros, San Isidro 20.102 euros, Benferri 20.000 euros y, por último, Daya Vieja 17.091 euros. Tal y como ha indicado la presidenta de la entidad, Noemí Cutillas, “estas ayudas tienen como objetivo hacer frente al elevado impacto social y económico derivado de la pandemia”. Además, ha puntualizado que en este aspecto “desde la entidad hemos decidido focalizar el factor de ayuda en el servicio domiciliario en todas sus modalidades, desde las personas mayores a otros colectivos vulnerables o en riesgo de exclusión”.

Cutillas ha explicado, además, que “la cuantía proporcionada por la Conselleria de Igualdad y Políticas inclusivas correspondiente a 67.063 euros, además de las ayudas de emergencia a la que se destinarán 43.384 euros y la ayuda domiciliaria a la que se han asignado 11.364 euros también se van a incluir los fondos de alimentación infantil para los que se aportarán 12.315 euros”. En definitiva tal y como ha puntualizado la presidenta “este impulso económico refuerza todos los departamentos de Servicios Sociales de los municipios y nos ofrece la posibilidad de abrir el campo de ayuda, que ya hemos activado desde el primer minuto y en el que seguiremos trabajando, el objetivo es que se pueda ampliar el número de beneficiados y que nadie se vea en situación de riesgo debido a este fenómeno que nos ha sorprendido a todos y que deja una situación complicada a nivel económico y social”.

También puede interesar

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*