La empresa que gestiona la Escuela Infantil de La Murada anuncia su cierre por el impago y la falta de acuerdo con el Ayuntamiento

La directora general de Grupo Lysmon, Inmaculada Rodríguez

#Orihuela: 46 niños de entre 0 y 3 años se quedan sin servicio de Escuela Infantil a partir del lunes tras desistir el Grupo Lysmon de prorrogar el contrato

46 niños de entre 0 y 3 años se quedan a partir del lunes sin Escuela Infantil en la pedanía oriolana de La Murada una vez que la empresa que presta ese servicio, Grupo Lysmon, haya anunciado el “cierre forzoso” de su actividad tras desistir de la prórroga del contrato que mantiene desde hace siete años con el Ayuntamiento de Orihuela.

Así lo ha anunciado la directora general de Grupo Lysmon, Inmaculada Martínez, quien ha explicado ante los medios de comunicación que hace dos meses que comunicaron al Consistorio oriolano su intención de no continuar con ese contrato, que finaliza este viernes tras un año prorrogado. Aunque el contrato contempla un año más de prórroga han decidido no continuar prestando el servicio.

Los motivos, ha esgrimido Martínez, son varios pero entre ellos destaca la deuda de 15.000 euros que el Ayuntamiento mantiene con la empresa. Un dinero que el Consistorio se comprometió a pagar, como viene estipulado en el contrato, para subvencionar parte del coste de la plaza a las familias. “Esta deuda existente desde hace dos años unida a la demora en los cobros de la Conselleria nos han arrastrado una situación bastante difícil de superar”, ha asegurado.

La responsable de la empresa que gestiona la Escuela Infantil de La Murada ha señalado que la relación con el Ayuntamiento es “prácticamente nula”, tanto es así que después de que la mercantil les anunciara su intención de cesar el servicio una vez concluida la prórroga, no hubo respuesta por parte del Consistorio.

“Desde hace dos meses el Ayuntamiento es conocedor de que si persistía esa situación de impago no íbamos a continuar con el servicio pero la respuesta del Ayuntamiento no ha llegado a pesar de que hemos pedido reunirnos con el concejal de Educación y con el alcalde. No nos recibieron hasta la semana pasada”, ha denunciado.

Con esta situación, la empresa entregará las llaves del centro infantil a las siete de este viernes, cuando finaliza el contrato, y la situación de los 46 menores de entre 0 y 3 años que acuden diariamente a la escuela queda en el aire. “El lunes no puedo abrir el centro sin tener un contrato firmado y una garantía de seguridad. No quiero continuar con el servicio porque no se dan las condiciones que creo que son normales”, ha explicado Inmaculada Martínez.

Además la responsable de Grupo Lysmon ha asegurado que lleva cuatro años solicitando a la Concejalía de Educación que les permita abrir una cuarta aula porque hay demanda y todos los años entre 10 y 15 niños se quedan fuera del centro por falta de plazas.

El Ayuntamiento: “Es decisión exclusiva de Lysmon”

Por su parte, la Concejalía de Educación ha explicado a través de un comunicado que “el Ayuntamiento ha recibido esta misma mañana de viernes la respuesta de Lysmon a una oferta de nueva prórroga hasta febrero de 2021, en sentido negativo, siendo decisión exclusivamente de la empresa no continuar con el servicio.

La Concejalía de Educación mantiene su compromiso de seguir prestando el servicio de escuela infantil en La Murada en las mismas condiciones que hasta este momento, en beneficio de las familias usuarias del mismo, a partir de la próxima semana, por lo que trabaja para solucionar cualquier incidencia derivada de la decisión de la empresa.

“Lamentamos la confusión que haya podido ocasionar entre las familias la información emitida por Lysmon, que no se corresponde con la realidad de la situación, que se limita a la de la terminación de un contrato en su fecha por la negativa exclusiva de la empresa a prorrogar su posible gestión por un año”, explican en su comunicado. 

También puede interesar

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*